Querido hijo de puta. – Apolorama

Querido hijo de puta.


Este artículo se lee en 4 minutos

Dos puntos.

 

No te hagas cómo que no me viste. No te des la vuelta ni intentes disimular que con el puro título sabes que te hablo a ti. Sí, a ti. Y a todos los tús.

Después de una semana de decepciones, tristezas globales, otros corajes y risas burlonas decidí escribirte con todo el cariño que te mereces. Desde mi trinchera para coincidir contigo en cada una de las guerras que has pretendido iniciar.

Te escribo desde mi falta de simplicidad para las bromas baratas a lo que tú llamas amargura. Seriedad. Mamonería o cualquier otro adjetivo que te puedas inventar en el camino con esa poca gracia que te representa.

Si hay algo que caracterice a todos esos tús es esa cobardía con la que te vistes. Sí, leíste bien, cobardía. Por muy valiente que te sientas hablando de otros sólo cuando no los tienes en frente, poniendo apodos, riéndote desde el coraje de no poder haberle respondido a la presunción con la que en algún momento te llenaste la boca. Usando de megáfono la envidia. Y eso sólo para empezar. Porque así empiezan los hijos de puta.

Te hablo a ti y todos los tús, cobarde. De manera particular, pero también general.

-Es lo que tiene la globalización-.

A ti que te subes a la cobardía y pisas el acelerador para llevarte en el cofre a más de un manifestante. O peor aún, a gente que caminaba por dónde tenía que caminar, en la banqueta mientras disfruta de Times Square, de Londres o de Barcelona.

Te hablo a ti que pretende hacer del terror su bandera, su patria y su madriguera. El terror en cualquiera de sus presentaciones. Déjame decirte algo, no tenim por. De Las Ramblas para el mundo y hasta te lo traduzco para que no tengas que buscar, no tenemos miedo.

 

Somos más.

 

Y es que, afortunadamente por más independentista que seas, cuando algo pasa en Barcelona, España se une. Y menos mal. Incluso el mundo entero llegó a hacerlo.

Yo sólo me pregunto dónde está esa indignación, y esas muestras extraordinarias de afecto y de humanismo con un atentado que ha venido ocurriendo durante años. Dónde está una América unida, un mundo contra el terrorista que gobierna Venezuela. Otro hijo de puta que debería dejar de vestirse con la política para empezar a usar una camisa de mangas largas. Ante este acto de terrorismo son menos las voces que se escuchan. Es menos el eco que se hace. Aunque el acto sea el mismo. Lo único bueno es que nunca es tarde para empezar.

De lo que no tienen idea los hijos de puta como tú, es que todo lo que hacen, nos hace más fuertes a los demás. Más unidos. Nos ponen de pie. Nada más para que nos veas seguir subiendo desde la comodidad de tu lugar. Pero no te voy a dar más protagonismo del que has querido ganarte de la única manera que podrías hacerlo. De manera estúpida.

Lo lamentable de todo esto es que hasta las putas terminan pagando cuando les adjudican hijos que seguramente ni madre tuvieron.

Ya ves, siempre pagan justos por pecadores.

 

Desde aquí, una disculpa a las que se dedican a uno de los oficios más antiguos del mundo.

 

Es tan fácil englobar a los que son así, que puede uno escribir en singular para cada uno de los hijos de puta con los que convive a diario y los que están del otro lado del charco y nunca desearía conocer.

 

¿Cómo estuvo?

Win Win
11
Win
Angry Angry
0
Angry
LOL LOL
0
LOL
Love Love
0
Love
Omg Omg
1
Omg
Wtf Wtf
0
Wtf

Querido hijo de puta.

log in

Captcha!

reset password

Back to
log in
Choose A Format
Personality quiz
Series of questions that intends to reveal something about the personality
Trivia quiz
Series of questions with right and wrong answers that intends to check knowledge
Poll
Voting to make decisions or determine opinions
Story
Formatted Text with Embeds and Visuals
List
The Classic Internet Listicles
Open List
Open List
Ranked List
Ranked List
Meme
Upload your own images to make custom memes
Video
Youtube, Vimeo or Vine Embeds
Audio
Soundcloud or Mixcloud Embeds
Image
Photo or GIF