La insoportable imagen de dos personas del mismo sexo cogiendo – Apolorama

La insoportable imagen de dos personas del mismo sexo cogiendo


Este artículo se lee en 7 minutos

Hace un par de años leí un libro cuyo título es Missing Out: In Praise of the Unlived Life de Adam Phillips (aquí el review que escribió James Lasdun en The Guardian) buscando encontrar una lectura que me ayudara a entender el temor a perderse los eventos que suceden y a los que estamos sobreexpuestos a través de los medios electrónicos, un fenómeno endémico de la era digital que vivimos en la actualidad.

Sin embargo, encontré en dicha lectura un tema más complejo que causó revuelo en mi cabeza: la realidad dual que vivimos los seres humanos, la vida real y la vida ideal que habita en nuestra mente. No profundizaré en este tema porque no es el enfoque de este escrito, pero quiero usarlo como base para soportar algunos de los argumentos de mi intención.

El día de ayer fui a la Marcha por el Orgullo LGTBI de la Ciudad de México, como tal vez muchos de los que lean esta nota. Fue la primera vez que participé en México y fue una experiencia única. Familias completas, niños, padres, esposas, abuelos, jóvenes; hombres, mujeres, homosexuales, lesbianas, heterosexuales, transexuales, travestis, drag queens y demás. Fue de las pocas veces en las que he sido parte de la minoría y en todo momento, sentí que era parte del llamado común de dicho movimiento: reconocer los derechos de equidad e igualdad que les corresponde a las personas que pertenecen a esta comunidad.

No culpo a las personas que tienen prejuicios sobre, y rechazan a este sector de la población, que ante situaciones que se vuelven más familiares que extrañas, se aquejan de la cercanía de dicha ‘desgracia’; comprendo que ese comportamiento proviene del miedo. Miedo generado por la enfermedad que más muertes ha causado a lo largo de la historia de la humanidad: la ignorancia. Este padecimiento endémico del sapiens ha sido la fuente de la mayoría de los genocidios, matanzas y agresiones colectivas. Asimismo, es fuente del descontento colectivo que expresa la sociedad conservadora respecto del reconocimiento de que esta comunidad—que se comporta de manera diferente al establecido por los cánones de la sociedad tradicional—goza fundamentalmente de los mismos derechos de aquellos que se apegan a estos preceptos. Y bajo esta misma premisa, es que movimientos como el que nuestra ciudad vivió el día de ayer se gestan, porque personas con dos pies, dos manos, dos piernas, un estómago, un corazón, dos riñones, dos ojos, una cabeza y un cerebro, quienes han descubierto en sí una diferencia en su orientación o identidad, pero que igual comen, cagan, mean, fuman, beben, sueñan, anhelan, trabajan, pagan impuestos, consumen, generan valor, crean obras, hacen música, hacen negocios, apoyan causas sociales y dan caridad, rezan, leen, van al cine, hacen deporte y, en general, viven la vida de la misma manera que las personas cisgénero, han vivido perseguidos, juzgados, acechados y señalados simplemente por ser diferentes.

Yo soy heterosexual, me gustan las mujeres—mucho—y siempre ha sido así. Cuando tenía dieciséis años llegué a dudar sobre mi orientación sexual; sin embargo, pronto me di cuenta de que la idea de besarme con un hombre era meramente hipotética y no sentía deseos por llevar a la realidad alguna imagen idílica de dicha situación. Vulnerándome con el lector, debo reconocer que esporádicamente pasan por mi cabeza imágenes de situaciones similares. No sé si algún día lo realizaré o si simplemente es algo que no necesite llevar a cabo; pero lo que sí sé, es que soy feliz con mi atracción por las mujeres, que disfruto mucho verlas, estar con ellas, amarlas, sentirlas, entregarme a ellas.

Y con todo esto, me siento completamente alineado con la idea de que todos los seres humanos nacemos con el derecho fundamental de la libertad, la vida y el poder decisión para hacer con nuestra vida lo que nos place, siempre que no perpetre físicamente la libertad de otros.

Convivo diariamente con homosexuales y lesbianas, uno de mis mejores amigos es gay, tengo una gran amiga transexual que ha sido muy explícita acerca de su transición, he estado desnudo en el mismo espacio con homosexuales, he bailado con ellos, los he abrazado, hemos viajado juntos, me han ayudado a ligar, hemos debatido y hemos reído y aún así, sigo siendo el mismo de toda la vida. He formulado en mi cabeza la idea de que no se cree en la diversidad; la diversidad ES.

Y de la misma forma me gustaría ver a aquellos que satanizan la existencia de las personas que son diferentes, abrazando la idea de que los seres humanos somos iguales, sin importar nuestra raza, género, religión, orientación, apariencia o preferencia.

Te exhorto a que te acerques a lo que desconoces y aprendas de ello, te puedes sorprender positivamente. Te invito a que dejes de reproducir en tu mente la imagen de esa persona homosexual o lesbiana que conoces cogiendo con otra persona del mismo sexo. Te invito a que abraces el amor cuando lo veas en la calle, que te sientas afortunado de ver a dos personas que encontraron otro ser con quien pueden ser felices, de la misma forma en que tú lo eres o alguna vez lo fuiste cuando tuviste a tu lado a una pareja con quien compartiste tu vida. A que disfrutes del revuelo de ese gay afeminado que conoces y que te rías con él de sus puntadas (son cagadísimos, lo juro). A que mires con curiosidad genuina e inocente a los transexuales y transgénero, que hables con ellos y que aprendas de su proceso y que entiendas que, por completamente irracional que te parezca la idea de que una persona argumente que nació en el cuerpo de un género que no le corresponde, esa persona tiene el derecho de ser plena y feliz, de vivir con la misma dignidad y las mismas condiciones que tú.

Y sobre todas las cosas, te invito a que salgas del mundo de las ideas y que conectes con la realidad, donde necesitamos ayuda para erradicar esa enfermedad que ha causado fragmentación, división y muchas muertes en la historia de la humanidad: la ignorancia.


¿Cómo estuvo?

Win Win
8
Win
Angry Angry
0
Angry
LOL LOL
1
LOL
Love Love
4
Love
Omg Omg
0
Omg
Wtf Wtf
0
Wtf

La insoportable imagen de dos personas del mismo sexo cogiendo

log in

Captcha!

reset password

Back to
log in
Choose A Format
Personality quiz
Series of questions that intends to reveal something about the personality
Trivia quiz
Series of questions with right and wrong answers that intends to check knowledge
Poll
Voting to make decisions or determine opinions
Story
Formatted Text with Embeds and Visuals
List
The Classic Internet Listicles
Open List
Open List
Ranked List
Ranked List
Meme
Upload your own images to make custom memes
Video
Youtube, Vimeo or Vine Embeds
Audio
Soundcloud or Mixcloud Embeds
Image
Photo or GIF